Salas 16.06.2016 > Perú

Li: “Nos desarrollamos y elevamos los estándares de la industria”

Jaime Li, director del Grupo Sam, establece una mirada abarcadora del juego en el Perú, tanto a nivel corporativo como sobre los jugadores locales y las estrategias de crecimiento.

¿Cuándo y cómo ingresó el Grupo Sam al negocio del entretenimiento? ¿De qué manera cree que la compañía ha podido combinar las virtudes de una empresa familiar con las ventajas del gobierno corporativo?
Ingresamos al negocio del entretenimiento el 8 de diciembre del año 1994, fecha en la que abrió sus puertas el Casino Golden Palace en el distrito de San Isidro, Lima. Más adelante, en el año 1996, se adquirió el Casino La Hacienda en el distrito de Miraflores y, finalmente, en 2007, se integró la cadena de casinos de Newport que inicialmente sólo contaba con cinco salas. Actualmente, son diez. Al comienzo, nos ayudó mucho ser una empresa familiar por la agilidad en la toma de decisiones. Esto nos ha hecho crecer y ser reconocidos, desde el inicio, como uno de los grupos abanderados de la innovación en el sector. En la actualidad, y dado nuestro crecimiento, estamos pasando a profesionalizar la operación en busca de las ventajas del Gobierno Corporativo. Así, potenciaremos las virtudes de la empresa familiar con la estructura y estandarización de una corporación.

¿Cuántas salas de juego, mesas y máquinas tragamonedas, aproximadamente, opera el Grupo a través de sus tres empresas: Golden Investment, Golden Gaming y Newport Capital?
Golden Investment opera el Casino Golden Palace, que cuenta con alrededor de 900 máquinas tragamonedas y 30 mesas de juego. En tanto que Golden Gaming opera el Casino La Hacienda, con 380 máquinas tragamonedas y 12 mesas de juego. Mientras que en Newport Capital, administramos 10 casinos distribuidos estratégicamente en diferentes distritos de Lima, con un parque de alrededor de 2.500 máquinas tragamonedas.

¿Cómo está posicionada hoy la compañía en el Perú? ¿Qué fabricantes son los principales proveedores de la empresa?
Hoy, nos hemos consolidado en el mercado nacional como una compañía de metas y políticas claras. Ambas fortalezas nos han permitido obtener buenos resultados al momento de innovar y adaptarnos a los nuevos retos de la industria del juego. En 2015, nuestras empresas ganaron el prestigioso trofeo de ‘Empresa Peruana del Año’: el Casino Golden Palace fue distinguido como ‘el mejor casino del Perú’ y Newport obtuvo el reconocimiento como ‘la mejor cadena de casinos a nivel nacional’. Nuestros principales proveedores son: Bally, Novomatic, Aristocrat, Ainsworth, IGT, Williams y Alfastreet. Con todos mantenemos excelentes relaciones y trabajamos en conjunto permanentemente.

¿Cuál ha sido la evolución comercial del grupo en los últimos doce meses en las áreas de negocio que maneja?
Podemos ir más atrás y afirmar que, en los últimos tres años, la empresa que más ha crecido dentro del grupo es Newport, que ha ido incorporando nuevas operaciones. Más recientemente, en el año 2015, sumó tres casinos más. Hacia finales de ese año, se unió a Newport el Casino La Hacienda, convirtiéndola en una de las cadenas más fuertes del Perú por las promociones conjuntas que desarrollamos y el impulso que le damos a cada zona donde abrimos puertas.
 
¿Qué mirada tiene sobre la actual situación del sector del juego en el Perú? ¿Cómo evalúa la labor del Mincetur como regulador de la actividad?
La actual situación del juego en el Perú es estable y de continuo crecimiento. Ha venido evolucionando sobre todo en los últimos años. El juego en Perú es un negocio formalizado, que genera más de 70.000 mil puestos de trabajo directa e indirectamente, permitiéndonos ser actores importantes en el desarrollo comercial del país. Además, produce un importante ingreso a las arcas del país por el Impuesto al Juego, Impuesto a la Renta y demás tasas y contribuciones. A nivel de Sudamérica, somos un ejemplo de desarrollo en la industria. Nuestra actividad es altamente regulada a través de la Dirección de Juegos, y los controles se encuentran estrechamente vinculados a los gobiernos locales en materia de funcionamiento, publicidad y seguridad. También contribuimos con el Sistema de Prevención de Lavado de Activos de la Unidad de Inteligencia Financiera de la Superintendencia Nacional de Aduanas y de Administración Tributaria (SUNAT). En los últimos años, lo importante es que el regulador viene contribuyendo con el sistema de fiscalización y cumplimiento de las normas, pero fundamentalmente con modernizar los sistemas de operación. Esto nos destaca en la región y nos permite estar a la de los nuevos sistemas y productos de juego en el mundo.

¿Cómo describiría al jugador peruano tipo, tanto al de las grandes ciudades como al del interior del país? ¿Qué estrategias adopta la compañía para atraer a las jóvenes generaciones, acostumbradas al juego online y móvil?
En el Perú, tenemos un jugador básicamente emocional y muy exigente, con una frecuencia alta de visita a las salas de juego. Se trata, en general, de personas mayores de 40 años que encuentran en nuestra oferta de diversión y entretenimiento un lugar de vínculo social. A partir del particular gusto por los juegos de azar, generamos un estándar de atención y servicio, y desarrollamos innovadoras estrategias comerciales enfocadas en ofrecer lo que buscan y disfrutan nuestros clientes. El crecimiento inicial del mercado del juego en el Perú fue en un ambiente muy competitivo, por lo que se desplegaron ofertas más allá de las acostumbradas en otras realidades. Por ejemplo, brindamos alimentos (desde bocaditos a almuerzos y cenas) y espectáculos musicales totalmente gratuitos. Además, los casinos tienen un cronograma de sorteos de dinero todos los días de la semana desde las seis de la tarde. En este contexto, nos desarrollamos y elevamos los estándares de la industria. Asimismo, actualizamos de manera continua nuestra oferta de productos y la forma de premiar con tecnología. Así, tenemos sorteos electrónicos, torneos de máquinas y una tarjeta de fidelización que ofrece puntos de canje por el juego normal del cliente. Para las nuevas generaciones, contamos con canales en redes sociales, páginas web y estamos incursionando en el juego online a través de la página web del Golden Palace.

¿Cuáles considera que son las habilidades y experiencias con las que debe contar un líder para gerenciar las operaciones de una empresa como Grupo Sam? ¿De qué manera puede transmitir su visión a sus colaboradores para fortalecer el equipo de trabajo en pos de un objetivo común?
Es sencillo: lo único que necesita un líder para gerenciar nuestras operaciones es buscar incansablemente ‘ser mejor que ayer’. Ésa es nuestra cultura y procuramos transmitirla permanentemente a cada colaborador de la empresa. Los valores se refuerzan en eventos internos de integración, concurso de talentos y celebraciones, donde los colaboradores se involucran con la mística del Grupo Sam. Transmitimos la visión siendo consistentes, coherentes todo el tiempo y haciendo que se concrete lo que nos proponemos.

¿Qué importancia asigna el Grupo a su política de relaciones con la comunidad y con el medio ambiente?
Como grupo empresarial, somos miembros de la Sociedad Nacional de Juegos de Azar (SONAJA). También nos adherimos al Plan de Prevención de la Ludopatía y al Código de Conducta para el Juego Responsable, que entró en vigor el 28 de septiembre de 2013. Como parte de la industria del juego, nuestra empresa toma el compromiso de concientizar al público e incorporar prácticas de juego responsable en nuestras operaciones comerciales, aplicando el Código de Conducta a través de nuestros colaboradores. Tenemos la responsabilidad de contribuir al bienestar social y económico de la comunidad en la que nos desarrollamos. Por este motivo, cada empresa impulsa iniciativas orientadas a la educación y la niñez, en cuya ejecución se involucra directamente a nuestros colaboradores, mediante una política corporativa que fomenta el valor de la solidaridad. En referencia a la responsabilidad social interna, nuestros colaboradores tienen estabilidad laboral y todos los beneficios de la ley desde su ingreso al Grupo. Disponemos de un programa de línea de carrera donde se impulsa el progreso de los colaboradores con convenios de estudios, para así continuar creciendo a través de nuestra gente.

¿Cuál son los principales desafíos y metas a conseguir para la compañía en los próximos dos años?
Primero, necesitamos afianzar nuestro gobierno corporativo y fortalecer las operaciones para avanzar cada vez más rápido y más lejos. Nuestras metas son ambiciosas y nuestros colaboradores nos acompañan en todo el proceso. Segundo, nos enfocaremos en dar más trabajo a los peruanos y seguir ofreciendo mucho más que un centro laboral: una familia que se preocupa por su crecimiento y superación personal.

© Games Magazine 2016