Salas 01.06.2015 > México

Los casinos dominan en Baja California

Esa región del territorio mexicano ocupa el primer lugar en operación de casinos en el país, y el número de salas podría extenderse en los próximos meses.

Según distintos analistas, Baja California (México) podría convertirse en una 'zona dorada del juego'. Esto dependerá de la aprobación de la nueva Ley Federal de Juegos con Apuesta y Sorteos. A lo largo de la república mexicana, hay 312 salas abiertas que, a su vez, permiten la operación legal de 90 mil máquinas de juego (la mayor parte, en Baja California).

De acuerdo con Miguel Ángel Ochoa Sánchez, presidente de la Asociación de Permisionarios Operadores y Proveedores de la Industria del Entretenimiento y Juego de Apuestas en México (AIEJA), de las 10 ciudades con un mayor número de salas en el país, Tijuana es la segunda detrás de la Ciudad de México, con 19 salas.

Asimismo, son 32 permisos los que ha autorizado el Gobierno Federal desde 1953 hasta la fecha, pero están en pocas manos. De hecho, el Grupo Caliente cuenta con ocho permisos y son ilimitados para abrir salas de juego.

Fue durante el sexenio de Carlos Salinas de Gortari donde más permisos se aprobaron, 13 en total, entre ellos, los de José María Guardia (Grupo Cesta), Rodrigo Aguirre Vizzet (Atracciones y Emociones Vallarla), así como Grupo Caliente, de la familia Hank Rhon.

Transcurridos poco más de dos años del período del presidente Enrique Peña Nieto, se han entregado cuatro permisos, según datos de AIEJA en México. La ley que a la fecha regula el juego "está desarticulada, incompleta y llena de espacios de discrepancia", compartió Ochoa Sánchez.
Para los permisionarios, la nueva Ley Federal de Juegos con Apuestas y Sorteos será una oportunidad para lograr un cambio de paradigma radical en la regulación de los juegos con apuesta y sorteos. Pero también, esta ley abrirá la puerta a personas que han decidido invertir en la industria del juego en México.

Para el sector de las apuestas y el juego, en caso de que la ley se apruebe, estiman que cada año se podrían abrir 50 salas. Por ello, al concluir el sexenio de Enrique Peña Nieto, se calcula que podrían existir hasta 500 salas de juego operando en todo México.

La ley pretende ser antecedente de la creación de pequeños centros de juegos tipo Las Vegas, Nevada, donde algunas regiones del país se podrían fortalecer, entre ellas, las de atracción de inversiones y de desarrollo económico que el Gobierno de la República pretenda promover. Incluso, algunas áreas que extraoficialmente se han mencionado para promover el juego son Cancún, Los Cabos, Puerto Peñasco, Nuevo Vallarla y la Zona Esmeralda de Acapulco. Sin embrago, Baja California sería una región estratégica, planteó el presidente de AIEJA. "Hoy, Baja California es un lugar atractivo. Aunque nadie lo diga en voz alta, representa la zona dorada de los casinos porque es donde más casinos hay, más libertad y mejores resultados", comentó.

© Games Magazine 2015